Noticias


5 de Enero, 2018

SK, China Railways y Latinoamérica infraestructura presentan propuesta de tren de alta velocidad para conectar Valparaíso y Santiago

   

•El proyecto es desarrollado por un consorcio internacional chino-chileno y aportará al desarrollo del país con un nuevo estándar en el transporte, enfocado en el servicio.

 

•La propuesta, que considera una inversión del orden de los US$ 1.600 millones, beneficiará directamente a más de 8 millones de habitantes, ofreciéndoles un transporte rápido y seguro. A la vez, permitirá resolver las necesidades futuras vinculadas al transporte de carga de los dos principales puertos del país: Valparaíso y San Antonio.

 

 

La construcción de un tren de alta velocidad que conectará las ciudades de Valparaíso y Santiago en 45 minutos y a Viña del Mar en 39 minutos -reduciendo prácticamente a la mitad el tiempo actual de viaje efectivo- es la propuesta que presentó hoy un consorcio internacional chino-chileno a la Presidenta de la República, Michelle Bachelet. Se trata de una iniciativa pionera en su tipo, ya que será el primer ferrocarril de su tipo en Sudamérica, desarrollado en su totalidad por inversionistas privados y no requerirá subsidios del Estado.

 

El proyecto, que demandará una inversión del orden de los US$ 1.600 millones, es desarrollado por el Consorcio TVS, integrado por la multinacional de transportes China Railways Group Limited (CREC), el grupo chileno Sigdo Koppers y Latinoamérica Infraestructura, gestora de la iniciativa.

 

El objetivo del proyecto TVS es proporcionar un sistema eficiente y expedito que mejore la conectividad de los habitantes de la zona central, beneficiando a más de 8 millones de personas. Comprenderá un novedoso trazado, que considera un total de cuatro estaciones ubicadas en Valparaíso, Viña del Mar, Casablanca y Santiago.

 

Asimismo, junto con el transporte de pasajeros ofrecerá un servicio de carga, a través de 2 ramales de conexión, que apunta a resolverá las necesidades futuras vinculadas al incremento de actividad que en los próximos años tendrán los dos principales puertos del país: Valparaíso y San Antonio. 

 

El representante del conglomerado chino China Railways Group Limited (CREC), Yang Jinjun, destacó que “nuestra compañía cuenta con una vasta experiencia en el desarrollo de grandes proyectos ferroviarios y nos enorgullece poder aportar al desarrollo del área de infraestructura del transporte público en Chile, país que tiene un enorme potencial en este ámbito”. 

 

Por su parte, el presidente ejecutivo de Sigdo Koppers, Juan Eduardo Errázuriz, recalcó que “hemos venido a presentarle este proyecto a la Presidenta de la República con el fin de transmitirle la intención de materializar en el corto plazo un proyecto país que, de ser aprobado, aportará  a la conectividad regional”.

 

En tanto, el Gerente General de TVS, Álvaro González, destacó que “el tren de alta velocidad que unirá a la V Región de Valparaíso con la ciudad de Santiago instalará un nuevo estándar de tecnología ferroviaria en el país y  junto con reducir los actuales tiempos de viaje, contribuye a elevar la calidad de vida de las personas, con una alternativa de transporte que reduce significativamente la congestión y la contaminación y que nos trae de vuelta al modo ferroviario nuevamente como protagonista de la movilidad en Chile.”.  

 

Un proyecto innovador 

 

El proyecto TVS comprende la utilización de trenes con capacidad para 890 pasajeros sentados, que pueden desarrollar velocidades de hasta 200 km/h, casi el doble que los equipos actualmente en operación en Chile. 

 

Si los permisos son otorgados, se estima que la construcción del tren se podrá materializar en un plazo de cuatro años.

 

Sin subsidios del Estado 

 

El diseño del tren TVS incorpora un 100% de financiamiento por parte del consorcio internacional a cargo de la propuesta, colaborando así con el Estado en el desarrollo de un proyecto de infraestructura del transporte innovador que beneficiará al país. 

 

Al ser un proyecto mixto, de transporte de la carga y pasajeros, el tren Valparaíso-Santiago no requiere de subsidios a la inversión, haciendo viable su desarrollo en el corto plazo.

 

Junto con aportar a la movilidad eficiente y segura de los habitantes de las regiones V y Metropolitana, el tren Valparaíso-Santiago es una respuesta sustentable y efectiva para abordar el creciente aumento de la carga movilizada por los puertos de Valparaíso y San Antonio en las próximas décadas. 

 

Una iniciativa con sólido respaldo 

 

Llevar a cabo nuevos proyectos de largo plazo para movilidad ferroviaria e infraestructura que contribuyan al desarrollo del país es el objetivo del consorcio conformado por  China Railway Group Limited, Sigdo Koppers y Latinoamérica Infraestructura. “Es un consorcio estable de gran potencial para nuevos proyectos de infraestructura”, comentó Álvaro González.

 

Se trata de empresas que cuentan con una importante trayectoria en el desarrollo y ejecución de proyectos de infraestructura y que conocen a cabalidad el sector ferroviario. De este modo, cada uno  aportará desde su experticia en el desarrollo del TVS.   

 

China Railway Group Limited (CREC) es uno de los principales grupos empresariales a nivel mundial, ubicándose entre las 60 primeras compañías del Fortune Global 500. Cuenta con más de 280.000 colaboradores, presencia en 60 países y una sólida trayectoria empresarial. La compañía participa en el mercado de construcción a gran escala e infraestructura, en el sector ferroviario, autopistas, puentes, túneles de gran extensión, obras aeroportuarias, proyectos hidroeléctricos, muelles y puertos, centros logísticos entre otros. A la fecha, ha construido más de 90.000 kilómetros de líneas férreas; 100.000 kilómetros en caminos y 10.000 kilómetros de túneles, entre otras obras de envergadura. China en la actualidad posee 20.000 Km de líneas de alta velocidad y en las próximas décadas pretende multiplicar por 6 dicha cobertura.  

 

 

Sigdo Koppers es uno de los más dinámicos e importantes grupos empresariales chilenos. Cuenta con operaciones en América, Asia y Europa y sus actividades están organizadas en tres áreas de negocios: servicios e industrial y comercial.  A lo largo de sus más de 50 años de trayectoria, Sigdo Koppers ha participado en el desarrollo y ejecución de importantes obras de infraestructura en nuestro país, en el ámbito industrial, eléctrico, transportes, portuario, entre otros. 

 

Por su parte, Latinoamérica Infraestructura es una empresa chilena que desarrolla proyectos de asociación pública privada y concesiones, proyectos de nuevas tecnologías y también participa en diseño y estructuración financiera de proyectos para el sector público y privado en Chile y  América Latina.


Comunicado de prensa